top of page
  • Foto del escritorFernando Atilio

¿Por qué el comprador prefiere abonar la comisión inmobiliaria?

Comprar una propiedad es una decisión importante en la vida de cualquier persona, ya que involucra una gran cantidad de dinero y emociones. Es por ello que en el 95% de las operaciones inmobiliarias interviene un corredor responsable.


Te habrás dado cuenta que de cada 100 avisos que hay publicados en los principales portales inmobiliarios contás con los dedos de una sola mano aquellas publicadas como Dueño directo.


¿Por qué esta estadística es tan abrumadora? Esto sucede porque, si bien la idea original por parte del vendedor de tomar la venta de la propiedad en sus manos y así disminuir los costos de una operación inmobiliaria resulta atractiva, los peligros que acarrea al interesado comprador son muy determinantes. En esta nota de blog vamos a explayarnos respecto de uno de los tantos temas(el jurídico) por los cuales el comprador, la amplia mayoría de las veces, prefiere abonar una comisión inmobiliaria porque su intervención agrega valor y no así el avanzar con dueños directo.


El comprador comunmente emprende la búsqueda de un inmueble y por un largo período de tiempo, aprende, recopila información, la analiza, toma decisiones y espera encontrar un interlocutor confiable a la hora de comprar que le ayude a concretar ese paso tan importante sobre un tema extremadamente sensible para él. En este recorrido prefiere sin dudas evitar sorpresas desagradables o complicaciones en lo que a materia legal se refiere. Transitando este camino y tras algunas decepciones con ofertas ”sin intermediarios” muchas veces se ve expuesto a situaciones indeseables como las siguientes:


  • Que la aparente oferta sea una estafa

  • Que lo que está queriendo adquirir tenga problemas legales (embargos, inhibiciones, sucesiones complejas inconclusas, herederos menores, problemas catastrales, entre otras);

  • Que aquello que le están ofreciendo en una publicidad difiera con la realidad (por ejemplo, si la publicación dice que tiene 100 metros que tenga 100 metros y no 80). Muchas veces los dueños por falta de rigurosidad y sin intención acarrean este tipo de problemas al comprador interesado

  • Que no le devuelvan el dinero entregado si surgen inconvenientes y verse involucrado en un pleito legal para recuperarlo

En este sentido, te cuento que los corredores matriculados, estamos regulados, controlados y obligados por el Colegio Profesional (en mi caso, el Colegio Unico de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad de Buenos Aires-CUCICBA) a cumplir con rigor las distintas disposiciones legales y éticas que, de mano de las mejores prácticas, nos posibilitan crear el marco de confianza necesario para que el comprador pueda comprar en un proceso seguro y transparente.


Es por ello que contar con la intermediación de un profesional matriculado es la opción ineludible para quien quiere llegar a buen puerto a la hora de comprar un bien inmueble. Es el aliado que otorga la tranquilidad invaluable que los compradores necesitan para realizar su inversión, y les evita pérdidas de tiempo, dinero, oportunidades y dolores de cabeza. En todo el mundo la tranquilidad a la hora de comprar un inmueble es el mejor negocio.


Si te resultó interesante esta nota no dejes de suscribirte a nuestro blog para recibir en tu correo una próxima nota en la cual escribiremos respecto de otros motivos clave por los cuales más del 95% de los compradores prefieren realizar las operaciones inmobiliarias a través de corredores abonando su correspondiente comisión. Suscribite!


435 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page